La ruta de Zapata

El caudillo tuvo como centro de operación cuatro lugares del estado de Morelos, mismos que hoy se han consolidado como puntos turístico-culturales que se pueden visitar en un día: Cuautla, Tlatilzapán, Anenecuilco y Chinameca.

“¡Viva Zapata, viva la Revolución, viva el Plan de Ayala, por que Zapata no ha muerto!”, gritan los cantores al festejar el nacimiento del legendario Caudillo del Sur en su natal Anenecuilco, punto en el que inicia la ruta de Zapata, con un remozado museo interactivo ubicado en el predio donde nació el legendario héroe de la Revolución Mexicana.

Emiliano Zapata tuvo como centro de operación cuatro lugares del estado de Morelos, mismos que hoy se han consolidado como puntos turístico-culturales que se pueden visitar en un día: Cuautla, Tlatilzapán, Anenecuilco y Chinameca.

En Cuautla hay que visitar la Plazuela Revolución del Sur sitio en el que reposan los restos de Zapata. Cuenta la historia que antes de llegar a este lugar, los restos descansaron inicialmente en el panteón municipal de Cuautla, de donde fueron exhumados el 10 de abril de 1932 y depositados en una urna al pie de la estatua.

Como segundo punto está el Palacio Municipal, que es el sitio donde se exhibió el cuerpo del general Emiliano Zapata por tres días consecutivos, a fin de amedrentar a sus seguidores.

Además, qué le parecería un recorrido en la locomotora 279, que data de la época porfiriana. Hace su paseo el tercer domingo de cada mes.

Complemento indispensable de este recorrido son los afamados tacos acorazados, que se servían al pie de la 279 y son tacos de guisado con una embarradita de frijol y un tanto de arroz a la mexicana.

En Anenecuilco, su museo

A tan sólo 10 minutos de la ciudad de Cuautla, se localiza Anenecuilco, lugar donde nació el Caudillo del Sur en 1879, en una casa de adobe de la que sólo quedan algunos muros.

Aquí se encuentra el museo-casa Zapata, con tecnología de punta y que permite al visitante conocer la historia a través de videos, imágenes y testimoniales de la gente del pueblo.

El recinto requirió de una inversión superior a los 11 y medio millones de pesos, erogada por los gobiernos federal y estatal.

El arquitecto Israel A. López, encargado de la remodelación, dijo que el museo consta de cinco salas: época prehispánica, virreinal, haciendas, porfiriato y Zapata.

El museo cuenta con recursos audiovisuales como videos para facilitar la exposición, el cual está centrado en explicar las causas por las que Zapata luchaba. La entrada tiene un costo de 35 pesos por persona.

El cuartel de Tlaltizapán

El pueblo de Tlaltizapán fue el cuartel general de Zapata, que actualmente alberga un museo con objetos personales, una copia del Plan de Ayala, la habitación que el general compartía con su esposa la señora Josefina Espejo, así como las ropas que portaba cuando fue asesinado.

En el atrio del ex convento de San Miguel Arcángel, en la misma población se encuentra el mausoleo del caudillo.

Fuente: Eluniversal.com.mx