Virgen de Guadalupe, imagen de identidad en México

A 479 años de las apariciones de la Virgen de Guadalupe en el cerro del Tepeyac datadas en el relato náhuatl Nican Mopohua y validadas desde entonces por la Iglesia católica, “la Virgen Morena”, “la Virgen del Tepeyac” o la “Emperatriz de América” como se le conoce también a la Virgen de Guadalupe, sigue representado una imagen de identidad y matriarcado en México capaz de alcanzar devoción, fanatismo y tradición a pesar del sinfín de satisfactores religiosos y místicos existentes en la actualidad.

La celebración en su día el 12 de diciembre refleja año con año desde hace casi 5 siglos el amor, el respeto y la devoción única en su tipo de un pueblo para con quien aseguran es y seguirá siendo siempre su madre.

Durante tres días entre el 9 y 12 de diciembre de 1531 a 10 años de la conquista de México se registraron las apariciones de la Virgen de Guadalupe según data la historia en un cerro conocido como el Tepeyac y donde antes los aztecas daban culto a la Nantzin o Tonantzin, palabra en náhuatl que evoca a la madre, con esto se consolidó la evangelización en una nación de origen politeísta pero siempre matriarcal y con un culto a la deidad femenina.

Fuente: imagendelgolfo.com.mx