Foro sobre genocidio y racismo en Guatemala

GUATEMALA, 20/06/2006 (AP) – Organizaciones sociales guatemaltecas realizarán un foro sobre genocidio y racismo como parte de una campaña de apoyo a la llegada al país del juez español Santiago Pedraz, quien interrogará a víctimas de la guerra civil y militares acusados por crímenes de lesa humanidad cometidos dos décadas atrás.

“Hacemos esto para que sea efectiva y fructífera la venida de la comisión rogatoria (encabezada por Pedraz) y para que avance la justicia guatemalteca y la internacional”, dijo el jueves a la AP la portavoz del Centro de Acción Legal para los Derechos Humanos (Caldh), Andrea Barrios. Esta organización es una de varias entidades sociales que patrocinan las actividades de apoyo a Pedraz.
En 1999, la Premio Nobel de la Paz Rigoberta Menchú demandó por torturas, genocidio y terrorismo de Estado a cinco militares y tres civiles que formaron parte del gobierno entre 1978 y 1985.
El tribunal constitucional español determinó que la Audiencia Nacional de ese país puede juzgar delitos contra la humanidad, aunque las víctimas no sean ciudadanos españoles.
El 24 de junio llegarán Pedraz, el fiscal Juan Antonio García Jabaloy y los abogados de los querellantes para indagar a los militares y testigos de la parte acusadora.
Uno de los acusados, el ex presidente Romeo Lucas, falleció en mayo y otro, el ex ministro de gobernación Donaldo Álvarez, está prófugo de la justicia.
El resto han intentado frenar la indagatoria con recursos legales en Guatemala.

Entre las actividades que los activistas humanitarios tienen previsto realizar hay una marcha el 21 de junio para conmemorar el día de la desaparición forzada.
Además, darán una bienvenida a la comisión de juristas españoles y durante los días que declaren testigos y acusados se manifestarán frente al juzgado, añadió Barrios.
De acuerdo con una Comisión de la Verdad patrocinada por Naciones Unidas, en Guatemala hubo 200.000 muertos y 40.000 desaparecidos durante la guerra civil que azotó el país entre 1960 y 1996.
Sin embargo, la mayor parte de las violaciones a los derechos humanos, en particular las masacres contra la población maya en las áreas rurales, se concentra en los últimos partes de la década de los años setenta y la primera mitad de la del ochenta.
La comisión verificadora de Naciones Unidas responsabiliza al Estado de más del 95% de las violaciones a los derechos humanos cometidas durante la guerra.