Primera mancha de racismo en el mundial

En un mundial en el que la FIFA desarrolla una campaña contra el racismo en el fútbol, los hinchas españoles fueron acusados de provocar la primera mancha en el torneo con insultos a los jugadores negros de Francia.

La acusación la formuló el entrenador francés Raymond Domenech después del partido en que su equipo eliminó a España la noche del martes derrotándola 3-1 en los octavos de final.
“Cuando el autobús llegó al estadio escuché a los hinchas haciendo gritos de mono… simplemente aparté la vista. Ni siquiera les voy a dar el placer de mirarlos”, comentó Domenech el miércoles.
Los aficionados españoles también silbaron y abuchearon durante la entonación de la Marsellesa, el himno nacional de Francia.

“Si eso motivó a mis jugadores, pues bien”, indicó el timonel galo.
La FIFA inició desde el primer momento una campaña que incluye colocar en el centro de la cancha antes de cada partido un cartel con la leyenda “No al racismo”. El lema del mundial es “Tiempo de hacer amigos”.
Muchos informes previos al partido España-Francia se centraron en una polémica de 2004 cuando el entrenador español Luis Aragonés fue escuchando haciendo un comentario fuertemente racista sobre el goleador francés Thierry Henry durante un entrenamiento. La federación española le aplicó una multa de 3.760 dólares, que muchos consideraron demasiado ligera.

Posteriormnte, Aragonés se disculpó y aseguró que no es racista.
La campaña de la FIFA incluye la autorización que le entregó su congreso de sancionar e incluso prohibir la actuación de determinados equipos. Las federaciones nacionales son responsables de las conductas de sus equipos e hinchas.
Las autoridades han adoptado medidas durante el mundial para impedir posibles manifestaciones contra visitantes extranjeros a raíz de algunos incidentes registrados antes del torneo.

Fuente: azcentral.com