Partidos políticos exigen acabar con racismo

Los partidos políticos en la Cámara de Diputados condenaron ayer la deuda histórica de México con sus indígenas, traducida en olvido, segregación y marginación, y exigieron que de una vez y para siempre acabar con el racismo, la afrenta y la humillación de que son víctimas esas poblaciones en el país.

“No es posible que el gobierno destine únicamente mil 700 pesos anuales para la educación de cada alumno indígena”, advirtió el diputado Tomás José Varela, de Convergencia; “Detengamos el fantasma del racismo que ha sido una llaga de dolor que humilla”, demandó el perredista Marcos Matías Alonso, mientras que Guadalupe Conde, de Alternativa, señaló que “hemos renegado de nuestro pasado indígena y, por tanto, de nuestra historia”.

Al conmemorarse el 514 aniversario del Encuentro de Dos Mundos, conocido tradicionalmente como “El Día de la Raza”, los ocho partidos propusieron reabrir el debate sobre la reforma constitucional de 2001, para impulsar la representación indígena en los poderes de los estados, es decir, el reconocimiento de pueblos y comunidades como sujetos de derechos políticos.

“No posterguemos más la deuda externa que tenemos con los indígenas’’, exigió en tribuna Marcos Matías Alonso, presidente de la comisión de Asuntos Indígenas de la Cámara de Diputados.

Fuente: cronica.com.mx