Tony Blair pide a escuelas que combatan el racismo

Su ministro de Educación, Alan Johnson, pidió hoy a las instituciones educativas religiosas que adopten más medidas para derribar las barreras y las tensiones entre las diferentes comunidades.

El ministro de Educación anunció anoche que el Gobierno de Tony Blair pretende introducir una enmienda al proyecto de ley de Educación en ese sentido para lograr que esos centros sean más integradores.

En su conferencia, Johnson dijo que esa propuesta era sólo “un principio” y anunció que el Gobierno estudiará otras posibles medidas para promover la cohesión entre las diferentes comunidades en las escuelas religiosas existentes.

El ministro subrayó que la educación tiene una “tremenda” capacidad para “derribar las barreras sociales y de clase” y juega “un papel crucial” en la promoción del respeto y el entendimiento.

“Las mentes jóvenes están libres de prejuicios y discriminaciones, así que los colegios tienen una posición única para impedir la división social”, añadió.

En su opinión, las escuelas religiosas deberían “cruzas las fronteras étnicas y religiosas, y no incrementarlas o exacerbar las dificultades en esta delicada cuestión”.

Más del 30 por ciento de los casi 21.000 colegios públicos en Inglaterra tienen carácter religioso y de ellos la práctica mayoría son cristianos.

Sólo 48 de ellos acogen a alumnos de otras confesiones, de los que treinta y seis son judíos y ocho son musulmanes, según fuentes del Ministerio de Educación.

Las autoridades británicas han aprobado la apertura de otros dos centros judíos y tres musulmanes.

Las declaraciones de Johnson se producen un día después de que el primer ministro británico, Tony Blair, afirmase que el velo que cubre la cara de las musulmanas es “una marca de separación”, con lo que respaldó la posición expresada este mes por el líder laborista de la Cámara de los Comunes y ex ministro de Exteriores, Jack Straw.

Pocos días después de que el diputado hiciera estas afirmaciones, una maestra de fe musulmana fue suspendida en un colegio del norte de Inglaterra por rehusar quitarse el “niqab” en la clase en presencia de un colega de sexo masculino.

Fuente: EFE