Ecuador ratificó lucha contra racismo

Tres instrumentos internacionales contra la discriminación racial fueron presentados, el jueves, en Quito.

Bajo el lema: “Boyokani, moninga, kosamba”, en lengua africana, “de acuerdo amigo, vamos a argumentar jurídicamente”, se realizó el lanzamiento de un documento que recoge declaraciones y acuerdos suscritos por el país. La publicación cuenta con el respaldo de la Secretaría de Desarrollo Social, el Municipio de Quito y organizaciones de afrodescendientes.

Primero se retoma la Convención Internacional sobre la eliminación de todas las formas de discriminación racial.

Esta fue adoptada y abierta a la ratificación en 1965 y consta de 25 artículos. Ecuador la ratificó en 1966. Allí se resume que la discriminación racial denota toda distinción, exclusión, restricción o preferencia, basada en motivos de raza, color, linaje u origen.

El segundo instrumento es el Convenio sobre los pueblos indígenas y tribales, suscrito en 1998. Este fue ratificado en el Ecuador en abril de 1998. Este incluye 10 partes, con 44 artículos, que reseña desde una política general, tierras, empleo, seguridad social y salud, educación…

Además, se incluyen documentos aprobados por la Conferencia Mundial contra el racismo, la discriminación racial, la xenofobia y las formas conexas de intolerancia. Estos fueron suscritos y aprobados en Ecuador en el 2001, al igual que un programa de acción, donde se reivindica derechos, espacios…

En el acto de presentación, donde participaron asociaciones y federaciones de grupos negros de Pichincha, se destacó que el racismo es un sistema de poder que estructuralmente da privilegios a ciertos grupos.

Una encuesta señala que el 65 por ciento de ecuatorianos reconoce que existe racismo y el 88 considera que los afroecuatorianos son los que más lo sufren.

Fuente: elcomercio.com