Turco que negó genocidio armenio condenado por racismo

Un tribunal de Lausanne (Suiza) condenó por discriminación racial a una pena económica de 9.000 francos (5.590 euros) y una multa de 3.000 francos (1.865 euros) al nacionalista y líder del Partido de los Trabajadores Turcos, Dogu Perin‡ek, por haber negado el genocidio armenio de 1915.

Perin‡ek, de 65 años, declaró públicamente el 24 de julio de 2005, en la localidad suiza de Ouchy, cerca de Lausanne, que el genocidio armenio por el imperio otomano entre 1915 y 1918 que acabó con la vida de 1,5 millones de personas fue “una mentira internacional”.

La autoridad judicial suiza considera que esas declaraciones constituyen un delito de discriminación racial, ya que el código penal helvético considera que cualquier negación, minusvaloración o justificación de genocidio constituye una violación de la legislación nacional contra el racismo.

En palabras del juez Pierre-Henri Winzap, el condenado es un “racista” y un “provocador arrogante, que sabía que la ley helvética sanciona los propósitos de negación” y que, por lo tanto, actuó intencionadamente y no merece el reconocimiento de atenuante alguno.

En su sentencia, el juez añade que el genocidio armenio es “un hecho histórico probado según la opinión pública suiza” y “el hecho de que esa tragedia no figure en la lista oficial de genocidios reconocidos no impide afirmar que es una realidad indudable”.

La condena consiste en una pena de 90 días con remisión condicional de 100 francos diarios (62 euros), así como a una multa en efectivo de 3.000 francos (1.865 euros).

Fuente: EFE