Ola

Olas en el mar Mediterráneo la ola es un movimiento ondulatorio de las aguas de mares y océanos, en un determinado ritmo. Son producidas por el viento en alta mar y constituyen el factor principal en la formación de las costas.

El agua no se desplaza con las olas, cambia de forma al pasar éstas. Realiza un movimiento casi circular, en donde se eleva para formar una cresta cuando ésta llega y decayendo cuando ha pasado.

Este tipo de movimiento puede ser fácilmente percibido si miramos un bote, que se elevará y caerá cuando pasa una ola.

La altura de las olas y la distancia entre ellas existe una distancia variable. A esta distancia se le conoce como “longitud de onda”.

Cuando el mar pierde profundidad y la ola se acerca a la playa, pierden energía y rompen bañando la orilla. Si la playa tiene un pequeño declive hacia el mar, el agua regresa por efecto de la gravedad. A esta forma de regreso se la llama “resaca”.

El efecto de las olas sobre la costa es distinto ya sea de que sean olas constructivas o destructivas.

Olas constructivas: Son olas que rompen cerca de la costa con suavidad, empujando material hacia la playa, con lo que ésta se levanta.

Olas destructivas: Son olas altas, si se las compara con su longitud de onda. Rompen con fuerza generando una gran resaca erosiva que arrastra material desde la playa.

Un tipo particular de olas son los tsunamis, que no se encuentran relacionadas con el viento sino con terremotos o por las erupciones de volcanes submarinos.

Fuente: Wikipedia